martes, 29 de marzo de 2011

Salsa de Calçots (Salsa Romesco)


Hoy os dejo una receta muy apreciada en casa. Mi familia paterna es oriunda de Valls y no sé si todos conoceis los famosos Calçots que por allí se cocinan en temporada de invierno. Se trata de una especie de cebolleta cultivada de una manera muy especial (cubriendo el tallo para que este quede blanquito). Se cocinan a la brasa y se acompañan con una salsa de almendras.


Ese día la familia se junta, hacen la "calçotada" y después, aprovechando las brasas asan carne, longanizas... Hace un par de años tuve el placer de asistir a una en Valls y quedé maravillada (desde chiquitita no probaba los calçots).



Cada vez hay más sitios donde poder comer estos calçots. A todos os recomiendo que si pasais un invierno en cataluña hagáis por probarla. ¡Os encantará!


Y este fin de semana aprovechando un cargamento de calçots me animé a hacer la salsa de almendras. Deciros que hay mil variantes de esta salsa. En cada sitio y cada familia tiene su propia receta. También es conocida como salsa Romesco.

Yo os voy a pasar la receta de mi tía Adela, que es de Valls y que me guió sobre cómo hacerla. Si no tenéis calçots es una salsa estupenda para acompañar cualquier verdura o patata cocida o a la brasa, así es que no hay excusa para no hacerla. Por cierto, congela estupendamente ;-)

INGREDIENTES (para unas 4 personas):
  • 5 Tomates de Pera
  • 5 Dientes de Ajo
  • 100 grs. de Almendra tostada
  • 1 puñado de Perejil fresco
  • 2 Galletas María
  • 1/2-1 cucharadita de Pimentón
  • 1 chorro de Vinagre
  • 100 grs. Aceite de Oliva Virgen Extra
  • Sal
Lo primero que hay que hacer es asar los tomates y los ajos al horno o muchísimo mejor a la brasa si podemos. Yo los puse unos 5 minutos en el microondas. Después los envolví en papel aluminio y los terminé en la brasa para que tomaran algo de sabor sin tener que esperar mucho rato a que se hicieran.

Mientras vamos picando las almendras si tenemos en una picadora. Si no tenemos picadora lo hacemos con el resto de los ingredientes.

Mezclamos todos los ingredientes y los pasamos por la picadora o en su defecto batidora. Es muy importante ir probando y rectificando de vinagre, sal, pimentón que quizás son los ingredientes más difíciles de calcular.

NOTA: Como ya os he comentado hay diversas variantes: podemos añadir más aceite, poner avellanas y almendras, añadir un poquito de hierbabuena..., aunque os garantizo que el sabor siempre será exquisito.

No hay comentarios:

Publicar un comentario en la entrada